Saltar al contenido

Experiencia en el workshop/taller de Abel Azcona

noviembre 19, 2018
5 (100%) 1 vote

Este fin de semana pasado estuve en un workshop de Abel Azcona sobre la teoría y práctica de la performance, decidí realizar el curso porque quería conocer algo más sobre el mundo performativo y quien sabe, quizás me podría llegar a gustar y podría realizar acciones performativas en un futuro. He conocido mucha gente y he aprendido mucho de Abel, he conocido sobre el mundo de la performance y sobre él mismo, lo que me ayuda aún más a conocer su obra. 

Casualmente en el curso todos veníamos del mundo de la interpretación lo que para Abel fue una sorpresa ya que por lo general quien realiza el trabajo performativo suele venir de la rama de bellas artes, y la performance no es una actuación, es un proceso que realiza el individuo para conocerse a sí mismo.  

¿Qué he aprendido en el taller? 

La performance es la única disciplina en la que sus mayores referentes son mujeres, y por suerte en el taller he podido conocer mejor quienes son ellas y cuáles son sus obras. 

Entrenamiento que puedo aplicar al mundo de la interpretación, ir diciendo y realizando acciones en la calle, y es que la calle da mucha vida y soltura, para que después cuando tengas que accionar en una galería o museo todo sea mucho más sencillo.  

No importa el mensaje ni la critica que quieras dar ya que la performance es un proceso personal de autoconocimiento en el nunca sale nada mal, no hay factores que hagan que la performance tenga un resultado negativo, todo lo que ocurre en la performance habla. 

La obra de Abel “Amén” es una obra performativa en la que fue a 242 eucaristías donde cogió las hostias para hacer después la palabra “pederastia”, tras realizar la obra no ocurrió nada, pues pasado varios meses se dio el boom de la noticia, Abel entonces lo que hizo fue dejar en este caso el detonante de la performance y las movilizaciones, manifestaciones, quejas y los actos que se dieron en consecuencia a esto formaba parte de la performance.   

El espacio es tan importante como cualquier otro factor en la performance, no es lo mismo realizar una acción en una iglesia que en un parque. 

¿Cómo se ha impartido el taller? 

En el workshop hemos realizado tanto trabajo teórico como practico, en ambas hemos aprendido, ya que por muy bien que te lo pases y aprendas en lo práctico hay que tener conocimientos sobre lo que se está haciendo. Y es que el hecho de ir a la calle para accionar hace que aprendas mucho, la calle te puede dar muchas cosas bonitas, aunque sea el ir por Madrid haciendo la croqueta, aplaudiendo cada dos por tres o haciendo el muerto.  

Después de realizar el taller he pensado que la performance puede ser algo que me interese, tengo claro que a lo que me quiero dedicar es al mundo de la interpretación, pero seguramente realice alguna acción.  

 

La performance es espacio, tiempo y cuerpo.

 

 

 

Recuerda que puedes suscribirte al newsletter de la web y así enterarte de los últimos posts que se publican en la web y estar a la última sobre todo lo que tiene que ver con el libro “cómo encontrar y crear trabajo como actor” que estoy escribiendo (habrá ofertas que solo conocerás si estas suscrito), ingresando tu correo y nombre aquí.  

Mis redes sociales: